Dermatitis digital, una enfermedad a tener en cuenta

La Dermatitis Digital (DD) es la mayor causa de cojeras en el ganado bovino lechero y se trata de un trastorno debilitante e infeccioso de la piel en la unión de ésta con la sustancia córnea o pared de la pezuña. La DD clínica se manifiesta por ulceraciones dolorosas, erosivas e inflamatorias en la dermis situada por encima de la banda coronaria del casco, las cuales usualmente no cicatrizan sin tratamiento. Esta enfermedad tiene importantes implicaciones económicas asociadas a la disminución de la producción láctea, y al aumento de los costos de tratamiento por lo que cada vez está más reconocido como un importante problema económico y de sanidad animal del ganado a nivel mundial. Para hacernos una idea, la aparición de DD en novillas lecheras antes de su primer parto provoca una reducción significativa de la producción láctea en primera lactación. En España, la cojera es la tercera causa de desvieje en el ganado vacuno lechero, por detrás del fallo reproductivo y de la mamitis, por lo que se trata de un problema a tener muy en cuenta y resulta necesario avanzar en la mejora de su prevención y tratamiento.

Las lesiones observadas en DD se clasifican según su apariencia macroscópica: M0: piel sin alteraciones. M1: lesión epitelial de pequeño tamaño, menor a 2 centímetros de diámetro. M2: alteración aguda de la piel digital, de tipo ulceroso o granulomatoso, de diámetro mayor de 2 cm. M3: estadio en proceso de regeneración, donde la lesión aguda está cubierta con un firme tejido regenerativo. M4: lesión crónica tardía que puede ser desqueratinizada, proliferativa o ambas. M4.1; este estadio hace referencia a las formas crónicas M4 que sufren recidivas y presentan focos descritos en el estadio M1.

Sorprendentemente, no se conocen bien la etiología y la patogénesis de la DD, y se considera una enfermedad multifactorial. Las especies de treponema (espiroquetas anaerobias, Gram negativas) se consideran las bacterias causantes de la DD. Su presencia en las lesiones digitales sugiere que estas bacterias son invasivas y no simplemente colonizan el tejido dañado. Curiosamente, en los casos de DD subclínica y crónica se ha observado una diversidad de treponemas menor que en las formas agudas.

Nuestra compañera Rakel Arrazuria, que realizó su Tesis Doctoral en el Departamento de Sanidad Animal de NEIKER está realizando actualmente una estancia postdoctoral en el Departamento de Producción y Sanidad Animal de la Universidad de Calgary (Canada). Su trabajo se centra en el estudio de los posibles factores sinérgicos entre las diferentes especies de treponemas aisladas de las lesiones de DD.

Autor de la fotografía: NEIKER- Sanidad Animal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *